BRUIXES DE BURRIAC – GRAN CLAUSTRE

GRAN CLAUSTREhotel GRAN CLAUSTREcocina restaurantedesayuno de hoteldesayuna como una princesahealthy food restaurant cocina vanguardista  cocina creativa baja en calorías  jamón cocina creativa restaurante emprendedor postres de chocolate  postre creativo postres theguestgirl

Bruixes de Burriac Gran Claustre | theguestgirl

Aloha,

Hoy escribe Mr.K. Escribo porque soy Adictik al mundo gastronómico y le he insistido muy mucho a theguestgirl que me dejara hacer este post tan especial sobre el restaurante Bruixes de Burriac del Hotel Gran Claustre (presente en la Guía Michelin) puesto que fue su regalo de mi 30 cumpleaños. Un regalo que no olvidaré jamás.

Como ya sabéis nos alojamos un fin de semana en el Hotel Gran Claustre de Altafulla (Tarragona), una experiencia que sin duda recomiendo por su calidad, servicio y atención.

Hoy os hablaré por eso de su restaurante Bruixes de Burriac. Un restaurante que me sorprendió muy gratamente por todo; la comida, la decoración y el servicio.

Solo os digo que su Xef Jaume Drudis es, desde 2007, Lead Xef y Director Culinario de Unilever.

A pesar de ello, dispone de un equipo muy joven en la cocina (no creo que la media de edad supere los 24 años, con un sentimiento de equipo, un engranaje absolutamente excelente y una obsesión extrema por el trabajo bien hecho que ya me gustaría verlo a mi en todas las empresas del mundo).

Bruixes de Burriac renueva una serie de menús cada mes y cambia la carta cada estación del año y propone una cocina claramente mediterránea con algunos toques afrancesados, trabajando muy bien los métodos de cocción de los ingredientes. Productos de proximidad y de temporada con pescados frescos y carnes de muy alta calidad.

De las cosas que más me gustaron fue sin duda la cocina abierta. El rollo “show cooking” es algo que me encanta e incrementa tu experiencia, porque eres capaz de transmitir eso que has visto cocinar con tanto cariño a tu paladar.

Theguestgirl y yo disfrutamos de platos verdaderamente increíbles como el “Cremoso de patata, royale de verduritas y crujiente de ibérico” (cuya presentación es exquisita), el “arroz de perdiz y rabo de buey estofado, alcachofas y alubia blanca con emulsión de esencia de cocción” (mi plato favorito), “Farcellet de lomo de bacalao maturat láctica con raíz de apio, zanahoria, col y rábano” o el “Palangre vapor de té verde con jugo de limón, mantequilla blanca, espinaca y chiffonade” (una verdadera delicia).

No nos dejemos los postres. Theguestgirl, adicta al chocolate, disfrutó de lo lindo con el “chocolate bombón Ecuador 4, maní, pan crujiente, sal y aceite.

Algo que como emprendedor en serie me encantó, fue esta caja de tapas que veis en las fotos que nos sirvieron a modo de menú degustación.

Una propuesta para las cenas de verano en la piscina del hotel que me resultó sencillamente increíble. Fácil de llevar, visualmente atractiva, y algo que no había visto jamás, 16 tapas (8 por persona) para degustar parte del menú del restaurante. Jaume me dijo que se había inspirado en un viaje que hizo a Hong Kong. Cuanto sirve viajar. Se aprende tanto…

A mi ya se me ocurrieron un par de negocios con esta idea aunque no dispongo ni del tiempo ni de los medios actualmente para llevarlos a cabo.

Desde aquí agradecer y felicitar al equipo de cocina, a Jaume, a Gran Claustre y a todos los que hicieron posible que tuviese el mejor 30 aniversario que podía imaginar (y a theguestgirl, por supuesto ❤).

Follow:
Share: